La globalización de la Guerra Fría (1953 – 1968) (y II)

Viene de la primera parte.

La Unión Soviética apoyó a todos los movimientos anticoloniales que aparecieron en la década de 1950 y 1960 en los nuevos estados surgidos a partir de la descolonización. Estos movimientos querían emanciparse de sus antiguas metrópolis europeas. La URSS también se solidarizó con el Movimiento Nacionalista Árabe, que defendía el nacionalismo árabe, y con todas las agrupaciones políticas que habían iniciado o pretendían realizar revoluciones anticolonialistas en los países del Tercer Mundo.

Estados Unidos rechazó completamente el nacionalismo árabe y censuró todos aquellos movimientos políticos que surgieron en torno a esa doctrina ideológica durante las décadas de 1950 y 1960. Algunos políticos estadounidenses creían que el nacionalismo árabe era comunista, ya que la Unión Soviética simpatizaba con las agrupaciones políticas que defendían esa doctrina. Esta motivación ideológica propició que los servicios de inteligencia de Estados Unidos realizaran, con la connivencia de la Casa Blanca, diversas actuaciones ocultas y clandestinas para controlar a los gobiernos de los nuevos estados.

Estas operaciones encubiertas fueron denominadas como Acciones ejecutivas. Estas actuaciones militares provocaron que los dirigentes y los ciudadanos de los nuevos países descolonizados creyesen que Estados Unidos era un enemigo político, ya que pensaban que USA era muy partidario y proclive de los sectores más conservadores de sus naciones, que no querían la independencia de estos estados. Estas acciones consistían en intentar influir de alguna manera en los gobiernos de estos nuevos países, a través de la realización de diversas operaciones militares encubiertas orquestadas por los servicios secretos estadounidenses. Las organizaciones de inteligencia de Estados Unidos, como la CIA, impulsaron y fomentaron una serie de golpes de estado de las fuerzas conservadoras de estas nuevas naciones, con el objetivo de que ciertas minorías políticas progresistas, que defendían el nacionalismo árabe y que apoyaban el anticolonialismo, no ostentasen el poder gubernamental.

La primera operación encubierta que efectuó Estados Unidos fue promovida por Dwight Eisenhower. USA ideó y apoyó un golpe de estado en Irán para derrocar del gobierno al Primer Ministro iraní Mohammed Mosaddeq. El político pretendía nacionalizar las compañías de petróleo británicas que intervenían en el país. Las agencias secretas estadounidenses y británicas y los sectores políticos más conservadores de Irán orquestaron el alzamiento militar en 1953. El propio Sah de Irán, Mohammad Reza, estuvo involucrado en la organización del pronunciamiento. Estados Unidos promovió la caída del gobierno de Mosaddeq, que había sido elegido democráticamente por el pueblo iraní.

En 1954, USA realizó una nueva acción militar clandestina en Guatemala. Los servicios secretos estadounidenses y los sectores políticos más conservadores del país centroaméricano planearon un golpe de estado para derrocar del gobierno al Presidente guatemalteco Jacobo Arbenz, que quería nacionalizar una empresa multinacional estadounidense que operaba en el país.

_92671320_003384846-1
Fidel Castro a la izquierda fuma junto a Ernesto Guevara a su derecha. Fuente: Getty Images

Nada más llegar John Kennedy al gobierno de Estados Unidos en 1961, los servicios secretos de USA le informaron que estaba en marcha una operación militar encubierta para invadir Cuba. Se creó una guerrilla compuesta por exiliados de la nación insular, que operaron junto a las agencias secretas estadounidenses y en colaboración con los grupos anticastristas cubanos, con el fin de efectuar una ocupación del país. Pretendían derrocar del gobierno al líder comunista Fidel Castro, que ostentaba el poder estatal. La operación fue un desastre, ya que la invasión fue rápidamente aplastada y sofocada por las milicias y las fuerzas armadas revolucionarias procastristas.

En 1973, USA realizó una nueva actuación oculta en Chile. Los servicios secretos estadounidenses y los sectores políticos más conservadores chilenos idearon un golpe de estado para derrocar del gobierno al Presidente Salvador Allende, que era de ideología socialista. Tras el triunfo del alzamiento militar, se estableció en la nación latinoamericana un gobierno dictatorial que detentó el poder durante casi 20 años. Las Acciones ejecutivas remitieron notablemente en el instante en el que James Carter llegó en 1977 a la Casa Blanca, ya que el líder estadounidense consideraba que el continuo apoyo de USA a los sectores más reaccionarios y conservadores de estos estados sería un problema en el futuro.

Las acciones militares clandestinas organizadas por los servicios secretos estadounidenses legitimaban de alguna forma los golpes de estado acontecidos en esos países por las fuerzas conservadoras de esas naciones. Los estados que integraban el Movimiento de los Países No Alineados simpatizaban más con la URSS que con Estados Unidos, porque la Unión Soviética ofrecía un apoyo real a estos nuevos países, mientras que USA fomentaba los pronunciamientos militares en unas naciones a las que consideraba y tildaba de comunistas.

Por otra parte, Estados Unidos también envió asesores estratégicos militares y otorgó todo tipo de ayudas y de equipamiento bélico para apoyar a varios regímenes políticos que eran aliados estadounidenses. USA ayudó a Vietnam del Sur en su lucha contra el régimen socialista de Vietnam del Norte. Asimismo, Estados Unidos intervino para favorecer a Israel en la Guerra de Yom Kipur en 1973, en contra de una coalición de países árabes liderada por las naciones de Egipto y de Siria.

Estados Unidos realizó una serie de operaciones militares en Camboya en el año 1970 junto a las tropas de Vietnam del Sur. Los soldados estadounidenses invadieron el país camboyano para derrotar a unos 40.000 soldados socialistas de Vietnam del Norte que se instalaron en la parte oriental de Camboya. La neutralidad oficial y la debilidad militar de la nación camboyana convirtieron su territorio en una zona segura en la que las fuerzas vietnmitas podían establecer  sus bases de operaciones sobre la frontera que dividía Camboya y Vietnam, así como reabastecerse y reagruparse en la retaguardia.

muro-de-berlin-foto
Fotografía del Muro de Berlín. Fuente: La Vanguardia.com

En esta segunda fase, hubo varios enfrentamientos muy candentes entre ambos bloques que pudieron desatar una III Guerra Mundial. A lo largo de la década de 1950, China se convirtió en un país muy poderoso y llegó a ser una gran potencia de carácter regional. El Estado chino era un país de ideología comunista y fue un gran aliado del Bloque soviético. En 1958 se produjo la segunda crisis del Estrecho de Taiwán. Hubo una confrontación militar entre las tropas del Partido Comunista chino y los soldados afines al gobierno de la República de China, que estaba exiliado en Taiwán.

En 1962 se produjo la Crisis de los misiles de Cuba. Estados Unidos detectó que la Unión Soviética estaba construyendo en el estado cubano una base militar con misiles nucleares a pocos kilómetros de la ciudad estadounidense de Miami. Kennedy realizó un cerco naval y prohibió a todos los barcos soviéticos que llevaban provisiones a Cuba que desembarcaran en el país. Al final, el líder estadounidense y su homólogo sovietico, Nikita Jruschov, firmaron un acuerdo secreto en el que Kennedy se comprometía a no derrocar al régimen comunista de Castro en Cuba. A cambioel dirigente soviético aceptó desmantelar la base militar con misiles nucleares que había en el territorio cubano. Kennedy también se comprometió a retirar las bases militares estadounidenses de misiles nucleares que tenía en Turquía, que estaban apuntando directamente hacia la Unión Soviética.

En 1964 comenzó la intervención militar directa de las tropas estadounidenses en la Guerra de Vietnam. USA apoyó a los dirigentes de Vietnam del Sur para derrocar al gobierno socialista de Vietnam del Norte. Estados Unidos abandonó la contienda en 1973. Tras el abandono de USA de la guerra, las tropas de Vietnam del Sur siguieron luchando contra los soldados de Vietnam del Norte. Los soldados survietnamitas perdieron la contienda y el país se reunificó en un solo Estado en 1976 bajo el nombre de la República Socialista de Vietnam. La nación instauró un régimen político de ideología comunista en el territorio.

bundesarchiv_bild_183-30483-002_warschau_konferenz_europc3a4ischer_lc3a4nder.jpg
Imagen de la firma del Pacto de Varsovia. Fuente: El Mundo.es

Durante esta etapa, se fundaron nuevas organizaciones militares internacionales de carácter regional. El Pacto de Varsovia se firmó en 1955. Este acuerdo fue una alianza militar y defensiva de los estados comunistas que conformaban el Bloque soviético. Fue la respuesta soviética ante la fundación de la OTAN. El Pacto de Varsovia fue un tratado de amistad, colaboración y asistencia mutua que establecieron las naciones afines a la Unión Soviética. Este acuerdo se firmó tras la muerte de Stalin, ya que el líder soviético no era partidario de establecer un pacto defensivo por parte de todos los países aliados de la URSS. Stalin quería constituir una hegemonía política y económica de la Unión Soviética sobre el resto de las naciones comunistas. La firma de un acuerdo militar significaba tratar de igual a igual a los estados que formaban parte de la esfera de influencia soviética. Los tratados del Pacto de Varsovia se disolvieron en 1991 con la caída y la desintegración de la URSS.

Los intentos de algunos estados de salirse del Pacto de Varsovia fueron castigados por la URSS. En 1956, el régimen comunista húngaro trató de abandonar e incumplir los acuerdos de cooperación militar. La Unión Soviética depuró el gobierno de Hungría y obligó al país a volver a cumplir las estipulaciones pactadas en el Pacto de Varsovia.

En 1955, también se fundó la Organización del Tratado del Sudeste Asiático (SEATO). Estados Unidos instauró una nueva alianza militar y defensiva en la zona del Sudeste asiático. USA se dio cuenta de que era necesario crear una alianza militar en esta región de Asia, con el propósito de que los estados asiáticos aliados del Bloque occidental se conjurasen en contra del comunismo. Esta organización se creó con el objetivo de proteger a esta zona territorial del influjo comunista de la URSS y de China. La SEATO se disolvió en 1977.

Realizado por: Eduardo Acín (periodista)

Bibliografía:

Gaddis, John Lewis. La guerra fría. Barcelona, RBA, 2008.

Leffler, Melvin. La Guerra después de la Guerra. Estados Unidos, la Unión Soviética y la Guerra fría. Barcelona, Crítica, 2008.

Pereira, Juan Carlos. Historia y presente de la guerra fría. Madrid, Istmo, 1989.

Powaski,Ronald. La guerra fría. Estados Unidos y la Unión Soviética, 1917-1991. Barcelona, Crítica, 2000.

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Blog de WordPress.com.

Subir ↑

A %d blogueros les gusta esto: